martes, 19 de noviembre de 2013

El padre de la psicología española José Luis Pinillos: In Memoriam

José Luis Pinillos: In Memoriam






http://static.deia.com/images/2013/11/05/import_15718075_1.jpg
SANTIAGO MOLINA GARCÍA 06/11/2013
La psicología científica española tiene tres pilares: Germain, Yela y Pinillos. Los dos primeros murieron hace bastantes años y Pinillos nos acaba de abandonar. Tuve el honor de ser alumno de Yela y de Pinillos, y de colaborar con ambos en algunas de sus investigaciones. Mariano Yela me dirigió mi tesis de licenciatura y mi tesis doctoral, y José Luis Pinillos fue el presidente del tribunal que me permitió convertirme en doctor.

Yo estaba realizando los cursos de doctorado al final de la década de los años sesenta en la Universidad Complutense y a las doce del mediodía teníamos el curso con Pinillos. A esa hora se solían celebrar todas las asambleas antifranquistas y raro era el día en que no se suspendían las actividades académicas como consecuencia de la entrada de la policía en las facultades.

Dado que no éramos muchos los estudiantes de doctorado, de acuerdo con el profesor Pinillos, decidimos trasladarnos a su despacho para no perder el año académico. En una de las clases, le preguntamos si era cierto que él había colaborado con el gobierno franquista en la preparación de una famosa campaña propagandística, titulada "25 años de paz". En lugar de negarlo, nos dio esta respuesta: "¿qué catedrático de universidad no ha colaborado con el franquismo en los tiempos que corren?". Hubo algunos alumnos que lo tildaron de cínico, mientras que otros entendimos que estaba cumpliendo la labor más sacrosanta de un buen profesor universitario: no engañar a sus estudiantes.

En aquella época, en España no existía la licenciatura en Psicología. Sin embargo, Mariano Yela y José Luis Pinillos, junto con un pequeño grupo de colegas, habían creado unos años antes la Escuela de Psicología y Psicotecnia, en el caserón de la calle San Bernardo que había sido sede de la Universidad Complutense. En esa Escuela, los estudiantes podían elegir entre Psicología de la Educación, Psicología Clínica y Psicología Industrial.

Para los que habíamos cursado la licenciatura de Pedagogía en la Universidad Complutense, convertirnos en alumnos de esa Escuela de Psicología fue una experiencia que jamás olvidaremos. Acostumbrados como estábamos a un profesorado que anteponía su vinculación falangista o teresiana a la verdad científica, disponer de unos profesores cuyo único objetivo era formar psicólogos comprometidos con la investigación empírica y experimental, nos marcó de manera muy favorable.

Por aquel entonces, el llamado Cociente Intelectual, entendido como la representación empírica más fiable de la inteligencia, causaba furor, y las casas editoriales que vendían tests para medirlo hacían su agosto. Sin embargo, el profesor Pinillos ya nos advertía que el CI no era un factor científico por la variabilidad del mismo a lo largo de la vida de una persona y, sobre todo, por el elevado influjo que sobre él tenía el ambiente social. Hoy, todos los psicólogos rigurosos saben que eso es así, a pesar de que todavía se sigue empleando como medida de la inteligencia. Pero en aquella época solo José Luis Pinillos se atrevía a constatarlo, aportando datos empíricos muy contundentes.


Profesor jubilado de la Universidad de Zaragoza


http://www.elperiodicodearagon.com/noticias/sociedad/jose-luis-pinillos-in-memoriam_896689.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada